¿QUIERES TENER TU PROPIA ENCINA TRUFERA?

No tienes el tiempo necesario o vives lejos de las zonas apropiadas para el cultivo. No es un problema. Puedes apadrinar un árbol y contribuir a la reforestación, además de poder degustar la trufa desde el primer año de vida del árbol.

Te explicamos como:

1. Plantamos y cuidamos el árbol por ti.

Lo mimaremos, regaremos y podaremos. Además, llevará tu nombre.

2. Recibirás una trufa de 20 gramos aprox. cada año.

Para que no tengas que esperar tanto tiempo en degustar la preciada trufa negra.

3. A los 5 años podrás venir a una jornada de recogida de trufa.

¿Tu árbol aún es un poco joven y no produce? No te preocupes, te llevarás tus 20 gr. de trufa, un montón de fotos y una experiencia inolvidable.

¡No te asustes!

No hay ningún compromiso de permanencia. Si no quieres continuar, nosotros seguiremos cuidando del árbol. Si te ha gustado la experiencia podrás seguir manteniendo tu árbol cada temporada.
Llámanos al +34 678907993 y te diremos cómo.

 

 Esta iniciativa nace de nuestro departamento de Responsabilidad Social Corporativa para divulgar nuestros valores, promocionar nuestros pueblos y enriquecer las zonas rurales de Teruel.

Te presentamos algunos de nuestros ejes :

SOSTENIBILIDAD

SOSTENIBILIDAD

En Fungo creemos firmemente en este concepto. Hemos reforestado nuestros campos, antes yermos, resecos por el clima y la ausencia de una agricultura justa. Ahora tenemos un gran bosque húmedo, con su flora y su fauna, contribuyendo así  a evitar el éxodo rural y a mantener las viejas tradiciones.

100% ECOLÓGICO

100% ECOLÓGICO

Nuestra trufa es 100% ecológica. No lleva ningún tipo de pesticidas, ni herbicidas. Es 100% natural.

NUESTROS EQUIPO DE BUSCADORES

NUESTROS EQUIPO DE BUSCADORES

¿Sabes que las trufas se buscaban antaño con cerdos? Ahora usamos perros por varias razones: no se cansan tanto, no se las comen, no muerden y son más higiénicos. Aunque el verdadero motivo es porque son el socio perfecto. No se cansan nunca, de hecho, nos cansamos antes los humanos. Además, les encanta usar su olfato, la gratitud de su dueño y una recompensa alimenticia con cada trufa encontrada. Cuando nos encargan el adiestramiento de un perro, colaboramos con protectoras de animales, ya que, aunque hay algunos mejor que otros, TODOS valen para cazar trufas.

LAS PERSONAS

LAS PERSONAS

En Fungo tenemos producción propia, aunque también colaboramos con los vecinos y amigos truficultores a vender sus trufas, mejorando la economía rural de nuestros pueblos turolenses.